La Whipala: El estar siendo ocurriendo

El año 2004, pinté al óleo la obra “La Whipala, el estar siendo ocurriendo” obra inspirada en la cosmovisión chamánica del mundo andino y cuya sabiduría fuera  revelada por el chamán boliviano don José Illesca al Antropólogo chileno Peter Wild. Ya no es ser o no ser, sino el estar siendo ocurriendo. Esta singular visión pertenece a la cultura de los Incas, poderoso imperio al que llamaron Tawantinsuyu quienes conquistaron la costa y la sierra del Perú y Ecuador, el norte de Chile, el altiplano de Bolivia y los andes de Argentina.

La Whipala: El estar siendo ocurriendo. Oleo sobre tela.
La Whipala: El estar siendo ocurriendo. Oleo sobre tela.

Peter Wild realizó una investigación sobre el chamanismo Andino, su trabajo de campo, que comenzó de manera académica como el mismo lo indica y que lo llevó a involucrarse en el intrincado mundo mágico de los antiguosAmautas” (chamanes andinos) transformando sus visiones cotidianas y desarmando en forma paulatina su sistema de creencia. Cuando tuve la fortuna de revisar su escrito Sabiduría Chamánica del Sentimiento: el Estar siendo ocurriendo, reverberó implacablemente el sentir del silencio interno a través de los ejercicios de Whipalear la existencia, ya no desde la socialización sino desde el universo  y de la energía del infinito;  que tanto el estar siendo ocurriendo como el ver como  fluye la energía en el Universo, obedecen a un  conocimiento  directo de  ver la energía sin interpretación, de ahí sentir la energía y como fluye. Asimismo el   ahorro energético de nuestra energía inmanente y de  la disciplina del egocentro,  el control del punto encaje (el intento) social, se puede mover y desplazar tanto hacia el interior, el universo energético como fuera del huevo luminoso o el infinito.  A través de esta rigurosa disciplina el hombre  finalmente vence a la “instalación foránea” (la dicotomía de la mente) y logra ser libre. Estos para los chamanes son hechos energéticos.

Wild (2002) revela el significado de la Whipala:

La Whipala se desprende del código ancestral andino de K’ anta-tayita ubicado en el centro arqueológico de Tiahuanaco. La Whipala representa cualquier ser  y a la vez a toda la realidad. Es entonces un símbolo dual, por lo que en el nivel del planeta representa a la tierra: en el nivel de lo humano representa al hombre como específico, natural y cósmico; y en el nivel planetario representa al accionar del conjunto del sistema planetario solar. Es decir, es una representación de la realidad en su conjunto y cualquiera de sus elementos. sin que estos sean autónomos y diferentes en sí, . El ser humano no se sentía, no se pensaba, no se intuía, no se imaginaba, no se percibía, no se soñaba fuera de la realidad, sino que, por el contrario, se apreciaba parte de la realidad misma, porque todo está atado, vinculado a todo. Todo era realidad, no había lugar a existencias no reales, pues así, los pensamientos, los sueños, los seres intangibles, eran tan reales como nuestra materialidad. En el Cosmos no hay jerarquía, cada elemento  existe por y para sí, por y para todo.

Los Amautas  Andinos no solo supieron conceptualizar su conocimiento de la realidad, lograron desenvolverse y actuar de manera pragmática dentro de ella. “Llegaron a tal saber por vivencia en lo que llama estar-siendo-ocurriendo, siempre de un hacer-sabiendo sintiéndose la realidad misma.” agrega el chamán don José Illesca del altiplano andino.

En la misma línea del conocimiento Andino (zona centro del Perú), don Juan Núñez Del Prado, antropólogo y sacerdote del cuarto nivel, desvela el Kausay pacha de la  tradición chamánica de los Q’eros, descendientes directos de los Incas.

 

Los andinos viven en un mundo animado

En los andes, no hay distinción entre lo físico y lo espiritual. Todo es sagrado, porque todo es parte de Kausay Pacha., el Universo de la Energía Viviente. Esta es la idea fundamental de la cosmovisión andina, es decir, la forma en que la cultura andina ve y percibe el cosmos, un cosmos vivo, palpitante, que fluye como un río de aguas diáfanas que caen de un glaciar eterno. (Nous, 2013)

Los Q´eros son un conducto entre el cielo y la tierra. Son gente que tiene contacto y median entre el mundo invisible y el visible. No son gentes de preceptos ni de conceptos, son gente de percepción. (Nous, 2013)

Código ancestral de la Whipala, Símbolo dual del universo energético Andino Se encuentra esculpida en un bloque de granito en las ruinas de Tiahuanaco. (Wild 2002)

El estar-siendo-ocurriendo y siempre en movimiento, dilucida que toda  la América original vivían de otra manera, es decir, tenían otro forma de entender el universo, de tal manera que concibieron  otra sintaxis  en la cual el infinito, el universo y otros mundos eran sus lugares donde residían.

El “Ver” es el sexto centro abstracto. El Ver nos hace fluir y nos deja todo traslucido,  tanto interna como externamente, vemos  “dentro y fuera del tarro de la basura” como dice Friz Perl: “Los chamanes concluyen que en el infinito hay nada, nada que se pueda esconder. Conocen que la fuerza disolvente del universo no tiene compasión”.

Para los antiguos amautas siempre nos movemos con el universo en el estar siendo. Así al estar siendo podemos cambiar  el paradigma de ser y estar en un mundo lleno de objetos de modo que estamos rodeados de un universo evanescente y en permanente movimiento. Esta visión de los Renüs de América reorientaría la Banda Humana hacia un objetivo más abstracto equilibrando los opuestos.

Don Juan revela una idea muy  “rara” y es que todo ser humano en esta tierra parece tener las mismas reacciones, los mismos pensamientos, los mismos sentimientos. Esas reacciones parecen estar en cierto modo nubladas por el lenguaje que hablan, pero si escarbamos en esa superficie son exactamente las mismas reacciones que asedian a cada ser humano en esta tierra.

Esta idea “rara” aclara que todos somos lo mismo, que todos tenemos los  mismos componentes químicos, el mismo esqueleto, las mismas tripas, los mismos ojos, las mismas manos, uñas,  cabellos, orejas, la misma sangre, todos somos bípedos: La energía es la clave. Asimismo los sentidos son niveles de conciencia, siendo el medio audiovisual el mas predominante que usan los comunicadores para el enganche de la “atención” (energía) afectando el capullo social por intereses humanos y no humanos.

Los Renüs de América mueren vivos pues tienen el conocimiento para encender los centros abstractos ya que de eso tratan sus prácticas y su filosofía: Conectarse con el “universo electromagnético” (el infinito) a través de sus  cuerpos energéticos, de esa manera producen el encendimiento interno que convoca en una transformación luminosa completa y libre del ser antes de partir de esta dimensión, de tal modo que la muerte se transforma en una fuerza disolvente que  se hace aglutinante y luminica.

La serpiente emplumada habiendo explorado el dialogo interno comienza a arrastrarse por la tierra, a tejer su cuerpo etéreo y a hacerse un ser luminoso y navegante del oscuro mar de la conciencia. Ese ha sido  el modo y propósito existencial del chamán de América original desde hace más de veinte mil años atrás.

LA OTRA SINTAXIS

 ¿El universo, realmente comenzó?

¿Es verdadera la teoría del Gran Estallido?

Éstas no son preguntas, aunque suenen como si lo fueran.

¿Es la sintaxis que requiere comienzos, desarrollos y finales en tanto declaraciones de hechos, la única sintaxis que existe?

Ésa es la verdadera pregunta.

Hay otras sintaxis.

Hay una, por ejemplo, que exige que variedades de intensidad sean tomadas como hechos.

En esa sintaxis, nada comienza y nada termina;

por lo tanto, el nacimiento no es un suceso claro y definido,

sino un tipo específico de intensidad,

y asimismo la maduración, y asimismo la muerte.

Un hombre de esa sintaxis, mirando sus ecuaciones, halla

que ha calculado suficientes variedades de intensidad para decir con autoridad

que el universo nunca comenzó y nunca terminará,

pero que ha atravesado, atraviesa, y atravesará

Infinitas fluctuaciones de intensidad.

Ese hombre bien podría concluir que el universo mismo

es la carroza de la intensidad

y que uno puede abordarla

para viajar a través de cambios sin fin.

Concluirá todo ello y mucho más,

acaso sin nunca darse cuenta

de que está meramente confirmando

la sintaxis de su lengua madre.

Nagual Carlos Castaneda. El lado activo del Infinito (1999)

La ventaja de los chamanes de América  fue saber que todo depende de la fijación del punto de encaje y que esta fijación crea una descripción de la realidad, nada más.

 La otra sintaxis: El Silencio Interno es el más poderoso estado de conciencia individual, fue descubierto por lo brujos de América hace más de treinta mil años atrás y el Arte del Ensueño, el vivir en los sueños, como modo existencial  y estructurado socialmente, no tiene ni ha tenido ningún parangón  o similitud en términos de conocimiento.

 El último nagual del linaje de don Juan dejó un legado a la humanidad, para mi modo de entender es  el más grande regalo de poder  que un ser humano haya hecho en este moderno mundo. “Volar en las alas del Intento” ser libre totalmente , que tanto en ensoñar despierto o ensoñar dormido el cuerpo luminoso es conectado  al lado activo del infinito, es decir la conexión con el intento nos transforma en  navegantes del infinito, en estar siendo ocurriendo, sin principio ni fin”.

 

 

4 comentarios sobre “La Whipala: El estar siendo ocurriendo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s